La consultora IDC ha estimado que las inversiones de TI en América Latina alcanzarán los 136 millones de dólares al terminar el año, lo que representaría un aumento del 5,7% respecto a 2014. Debido a estas proyecciones, Tripp Lite ha señalado la importancia del bueno uso de los PDU en las instalaciones de centros de datos con el fin de maximizar esta inversión. El fabricante de soluciones de protección energética y conectividad ha expuesto las mejores formas de seleccionar y aplicar los PDU de acuerdo con cada necesidad. 
 
Según define Tripp Lite, los PDU son equipos eficaces que proporcionan energía segura a los sistemas de redes de datos, cuya función principal es distribuir de forma condicionada la energía que se recibe de un sistema UPS o de un generador a través de un tomacorriente. 
 
Existen distintos tipo de PDU dependiendo de sus funciones. Los PDU básicos proporcionan una distribución de energía simple, pero muy confiable, a varios equipos. Mientras que los PDU con medidor digital ofrecen un método más práctico de evitar las interrupciones en el funcionamiento de las redes. 
 
Por otro lado, los PDU monitoreables ofrecen la posibilidad de vigilar a distancia el funcionamiento y consumo de energía y alertan para evitar sobrecargas. Esto es posible gracias a una interfaz Ethernet incorporada que permite a los usuarios manejar los PDU por medio de la red IP utilizando el SNMP, un navegador estándar de la Web o telnet. 
 
Los PDU controlables ofrecen a los administradores de redes la capacidad de reiniciar a distancia los dispositivos bloqueados porque tiene una interfaz de red incorporada además de las características anteriormente mencionadas de otros tipos de PDU. 
 
Y por último, los PDU con Switch de Transferencia Automática o ATS que disponen de conexiones de entrada principal y secundaria por separado, y ofrecen una variedad de posibilidades avanzadas para las redes, como redundancia con doble UPS o doble entrada de CA, o el reemplazo total “en caliente” de la UPS sin interrumpir el funcionamiento de un equipo crítico, no redundante y provisto de un solo cable. 
 
Los PDU pueden ser instalados de forma horizontal o vertical. Además, como su función principal es servir como punto de entrada para la alimentación eléctrica del rack, la mayoría vienen con un cable de 3 a 4.5 metros.